Emilio Vázquez Rivera, "Músico" Originario de Santa Catarina del Monte


Velázquez Rivera toma clases de clarinete en la Escuela Primaria Bilingüe Nezahualcóyotl, sede del programa en Santa Catarina del Monte, donde su educación es supervisada por el connotado clarinetista, director y maestro José Alfredo Clavijo García

Emilio Vázquez Rivera, "Músico" Originario de Santa Catarina del Monte

Cultura

Agosto 17, 2019 15:28 hrs.
Cultura Estados › México Estado de México
staf › Revista Original

Texcoco Méx.- Santa Catarina del Monte cuna del músico la comunidad de la zona montaña de Texcoco, ahí Emilio Vázquez Rivera, es originario famosa su tierra por sus manantiales, sus bosques y una larga lista de artistas que han nacido. Por si fuera poco, este poblado es dueño de una vista panorámica envidiable, pues desde casi cualquier punto de la localidad es posible apreciar gran parte del Valle de México; las aguas casi extintas del Lago de Texcoco, las montañas que rodean la metrópoli, así como los edificios que reflejan su majestuosidad por las tardes.

Emilio Velázquez Rivera, de 11 años de edad, es uno de los muchos talentos musicales que han surgido de Santa Catarina del Monte, al igual que otros antes que él, Emilio creció viendo ese paisaje de luces lejanas que en su imaginación eran solo personas aplaudiéndolo en un gran escenario. Con los pulmones llenos de ilusión y clarinete en mano, el joven intérprete sueña con el momento en el que su dedicación y talento lo lleven aún más lejos, pues a su corta edad ya sabe lo que es ganar un concurso de clarinete, hacer un gira nacional y tocar en el máximo recinto cultural del país: el Palacio de Bellas Artes.

’El Clarinete, es un instrumento de sonidos bonitos’, expresa el joven talento, quien a los tres años, cuando la mayoría de los niños hace garabatos en las paredes, Emilio inició su educación musical.
Entrevistado por la Dirección de Cultura del Ayuntamiento de Texcoco, Velázquez Rivera comentó: ’El acercamiento con la música fue gracias a sus tíos, los maestros José Eleazar y José Eduardo Velázquez Rivera.

’Yo los veía estudiar y practicar diario, eso me llamó mucho la atención; los sonidos que producían’. Afirma el novel instrumentista, quien, reconoció que gran parte de sus éxitos han sido posibles gracias al apoyo de su familia, en especial de sus tíos, quienes le han compartido sus conocimientos y las técnicas adecuadas para la ejecución del clarinete.

Reconoció la importancia de las Escuelas de Enseñanza Musical, programa al cual está inscrito y que es fruto de los esfuerzos de la Dirección de Cultura del municipio y el Ayuntamiento de Texcoco, encabezados por Rosana Espinosa Olivares y Sandra Luz Falcón Venegas, respectivamente.


Gracias a este programa, Emilio y más de 200 niños tienen acceso a un instrumento y a educación musical de alta calidad, de manera gratuita y en sus comunidades de origen.

Velázquez Rivera toma clases de clarinete en la Escuela Primaria Bilingüe Nezahualcóyotl, sede del programa en Santa Catarina del Monte, donde su educación es supervisada por el connotado clarinetista, director y maestro José Alfredo Clavijo García.

’A mí me llamó la atención el clarinete porque es un instrumento de sonidos bonitos; además es fácil de transportar, a diferencia de un piano o un violonchelo’, declaró Emilio, quien confesó además su gusto por el saxofón.

Gracias a su disciplina y confianza, Recientemente Emilio Velázquez Rivera obtuvo el primer lugar en el ’Concurso de Clarinete Vandoren Jóvenes Talentos’, en la categoría infantil. Lo anterior tuvo lugar durante el segundo Festival de Clarinete y Saxofón, en la Facultad de Bellas Artes de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca. ’Participaron cerca de 20 niños.

Fue una gran sorpresa enterarme de que gané’, comentó el intérprete quien dejó en claro que no estuvo nervioso en ningún momento del concurso. ’Para ganar se necesita disciplina, confianza y que te guste mucho el instrumento que tocas’.

Este año ha sido uno de éxitos para Emilio, pues, además de haber ganado dicho certamen, fue seleccionado para participar en el 28º Campamento de Estudio y Gira de Conciertos de la Orquesta Sinfónica Infantil de México, con la que realizó una serie de presentaciones en importantes recintos de Yucatán, Campeche, Tabasco y Veracruz.

En la Ciudad de México demostró su talento en el Complejo Cultural Los Pinos y el Palacio de Bellas Artes. A su corta edad, Emilio Velázquez Rivera reconoció que esto solo es el inicio, que aún debe seguir preparándose, a pesar de que ya ha participado en distintos festivales culturales promovidos por el Ayuntamiento de Texcoco y tomado clases magistrales con profesores de la talla de Luis Miguel Balseca.

A los niños y jóvenes interesados en la música, recomendó ’ser constantes, encontrar el instrumento de su agrado. Además no deben descuidar sus estudios ni el deporte’. Casos de éxito como el de Emilio Velázquez Rivera es una muestra del potencial artístico de Texcoco y sus comunidades.


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.